“Esperanza Aguirre anuncia que tiene cáncer de mama”.


Nuestra dama de hierro particular, es de carne y hueso. Al margen de filias y fobias eso desalienta a cualquiera: parece que “esperanza” y “cáncer” no se pueden llevar bien.

Hoy la noticia más leída en casi todos los diarios de Internet, en El País también, es: “Esperanza Aguirre anuncia que tiene cáncer de mama”.

A los amigos hay que saberles bien armados para que en el fragor de la batalla no les falte munición que lanzar; a los enemigos es mejor verles igualmente guarnecidos. Nada hay más desmotivador que ganar en desigualdad de condiciones.

Esperanza Aguirre es un animal político capaz de meterse en el bolsillo a todo Pan Bendito y después arrancarle aplausos al barrio de Salamanca. Dice lo que piensa y piensa lo que le da la gana. Es trabajadora, valiente y luchadora. Y más allá de que compartamos su ideología o nos de sarpullido, hoy es un día para desearle lo mejor.

Habrá “Espe” para rato, y lo celebramos. Otra cosa será que la votemos o no.

Anuncios

Acerca de Tudi Martín

Siempre comunicamos, incluso cuando no lo pretendemos. La comunicación lo es todo y escuchar nos hace mejores. Desde esa convicción no me canso de prestar atención a quienes tienen cosas que contar. Gracias por la visita.
Esta entrada fue publicada en El País. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a “Esperanza Aguirre anuncia que tiene cáncer de mama”.

  1. Nerea López dijo:

    En ocasiones, ante los golpes de la adversidad, cada uno se muestra como es, y no caben la interpretación ni los recursos fáciles de cara a la galería. Esperanza Aguirre, hoy, ha dado muestra de un temple y una entereza sobresalientes.
    Nadie dice que tengan que suscribirse ni todas sus posturas ni por supuesto su credo político, pero también es cierto que habría mucho que aprender de la manera en que está gestionando una situación que abatiría a la mayoría. Tal vez la procesión “vaya por dentro”, pero Dña. Espe se niega a mover a la lástima porque sí, y tampoco ha hecho concesiones a las obligaciones de su agenda. Hasta su dolencia ha de esperar cuando ella, siempre “ella”, entiende que las prioridades son otras.
    Si no se toma como motivo para cachondeo, diré convencida que: “yo de mayor quiero ser -al menos en estas cosas- como la Dña. Espe”

    Espero que tenga mucha suerte, que podamos verla todos muy pronto como si nada de esto hubiese sucedido, que pueda cada quién y cada cuál posicionarse frente/al lado de su carisma y sus ideas, que lo que hoy nos ha contado, en definitiva, quedé atrás y lo supere.

    • Tudi Martín dijo:

      A Esperanza Aguirre le deber ir bien evidentemente por ella misma, pero también por las fuerzas que puede llegar a dar un personaje público a todas las personas afectadas por esta enfermedad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s